La arrinconada

Por Andreina Flores – Periodista

dialogo9809

Sí, desde un escenario totalmente sorpresivo – el Museo Alejandro Otero de La Rinconada- gobierno y oposición decidieron ponerse el traje de “la paz” (aprovechando Halloween) y se sentaron durante 6 horas seguidas a “explorar el diálogo”.

Por la MUD: Carlos Ocariz, Chúo Torrealba, Timoteo Zambrano, Henri Falcón y Luis Aquiles Moreno. Por el gobierno: Jorge Rodríguez (sí, el mismo que coordinó la entrada violenta de los colectivos a la Asamblea Nacional), su hermana y canciller de la república, Delcy Rodríguez y el diputado Elías Jaua.

Los acompañantes: los ex-presidentes Rodríguez Zapatero (sonreído de principio a fin), Martín Torrijos y Leonel Fernández. Además del secretario de UNASUR, Ernesto Samper y el enviado especial del Vaticano, Claudio María Celli.
Voluntad Popular se negó a ir por considerar que las condiciones no estaban dadas para el diálogo. Y es que, mientras su fundador Leopoldo López esté preso, tienen que mostrar al menos la coherencia de no sentarse.

En el centro de la mesa, Nicolás Maduro, vestido totalmente de blanco, dio las palabras iniciales en un tono tan calmado que recordaba a un osito cariñoso: “Le tiendo la mano a la oposición y también la palabra”.

Vaya, que contraste. No sé si lo recuerdan pero apenas el viernes, este mismo señor gordo vestido de blanco amenazó a gritos con poner presos a todos los que pretendieran iniciarle un juicio político, diputados o no.

Es el mismo que mantiene tras las rejas a más de 100 presos políticos, el que mandó al SEBIN a la casa de Lorenzo Mendoza y el que no es capaz de reconocer su propia incapacidad en la conducción del país y se aferra al poder con la más malcriada radicalización.

A las 2 y 15 de la madrugada, cuando todos estábamos en la última rayita de energía, finalmente se publicaron los acuerdos de esta primera “reunión exploratoria del diálogo”.

Voy a resumirlos de la manera más compacta posible:

Instalación de 4 mesas de diálogo:

Mesa 1.- Paz, respeto al estado de derecho y soberanía nacional. Coordinada por José Luis Rodríguez Zapatero.
Mesa 2.- Verdad, Justicia, Reconciliación. Reparación de Víctimas, Derechos Humanos. Coordinada por el Vaticano.
Mesa 3.- Tema económico y social. Coordinado por Leonel Fernández, ex presidente de República Dominicana.
Mesa 4.- Generación de confianza y cronograma electoral. Coordinado por Martín Torrijos, ex-presidente de Panamá.

También se acordó tratar temas más específicos como:

Revisión de la situación de los privados de libertad
Caso de los diputados de Amazonas
Cronograma electoral, respetando la constitución.
Autonomía de los poderes públicos
Acción conjunta para mejorar las condiciones de abastecimiento de alimentos y medicinas.
Bueno, si se logra algo positivo en la mitad de esta lista, ya será ganancia para todos. Pero no soy muy optimista, la verdad. Ya veremos.

Las mesas de diálogo se instalan este mismo lunes.

Pero lo más interesante fueron los comentarios de cada vocero político. En la orilla chavista, Jorge Rodríguez fue el elegido. Y les puedo jurar que nunca lo había visto tan espiritual. Escuchen esto:

“Es casi una epifanía lo que ha pasado en la madrugada de hoy. Es como si se hubiese adelantado la natividad porque hoy está naciendo una posibilidad cierta de que sea la paz la que se imponga para siempre sobre la violencia y los violentos”.

¿No es este un discurso digno de un aguinaldo navideño?

¿No rima esa estrofa perfectamente con “Cantemos, cantemos, gloria al Salvador…?

Espero que este sermón falsamente pacífico llegue a oídos de los colectivos esos que derribaron las rejas de la Asamblea y que, con arma en mano, robaron y agredieron a mis colegas de TeleCaribe y Globovisión. A los mismos que golpearon a los diputados Delsa Solórzano y José Brito. A los que le reventaron la cara a Julio Borges o mandaron pal quirófano a Ma Corina Machado con el tabique roto.

Por parte de la MUD, Chúo Torrealba pareció estarse disculpando todo el tiempo por estar sentado allí. No lo culpo. En redes sociales lo destrozaron tildándole de vendido, colaboracionista, vendepatria, etc.

Torrealba aclaró que la oposición estaba allí atendiendo la iniciativa del Vaticano y aseguró que el diálogo era igualmente un campo de lucha.

Pero creo que también respondió entre líneas a una gran interrogante que se hacía todo el mundo: “Ajá, diálogo, te quedó lindo pero… ¿vamos o no vamos a marchar pa’ Miraflores el 3 de noviembre?”

Torrealba deslizó sutilmente esta edulcorada frase: “Seguimos nuestra agenda de calle pero vamos a reformar algunas cosas…”

A buen entendedor… ya ustedes saben.

¿Dónde va a quedar el ímpetu de la gente que sí quiere ir a Miraflores aunque pase lo que tenga que pasar? ¿Cómo se le responde a un pueblo que no quiere sentarse a dialogar con quienes lo han jodido por 17 años?

Si va al diálogo, le da oxígeno a Maduro y a su combo, si no va, la situación puede tornarse muy violenta. Y nadie quiere muertos sobre sus hombros.

Es un rincón entrampado este.

En las próximas horas, veremos las reacciones de otros actores y podremos analizar mejor las cosas. Por ahora, me voy a dormir que ya son casi las 4 de la mañana.

Y hoy apenas es lunes!